Juguete de Happy horse

(57)
Happy Horse tiene más de 50 años de experiencia en el mundo infantil, con peluches, doudous y sonajeros que sorprenden y divierten a los más pequeños. Empezó su actividad en Holanda en 1963, cuando sus fundadores, los hermanos Schnitzler, decidieron impulsar una firma de bolsas para pijamas. Al cabo de poco tiempo Happy Horse amplió el catálogo con aquello que les define hoy en día: los peluches y las marionetas. Todos sus juguetes están fabricados siguiendo los más estrictos estándares de seguridad en Europa, para que los niños puedan disfrutar del juego y estar seguros al mismo tiempo. Ositos, dragones, elefantes, jirafas, gallos, conejos, monos, koalas, perros, pingüinos, patos, cerditos: todos ellos forman el universo Happy Horse.